Los cenotes en la Península de Yucatán son evidencia del impacto del asteroide que acabó con los dinosaurios.

Los cenotes en la Península de Yucatán son evidencia del impacto del asteroide que acabó con los dinosaurios.